Adiós culpa

Corre culpa, corre

Huye de mi, yo ya  no deseo que estés  a mi lado.

No eres buena consejera, no solucionas nada.

En cuanto te apoderas de las personas alteras sus vidas por completo.

A veces llegas para quedarte, a veces solo eres pasajera, pero lo que despiertas a tu paso destruye y arrasa.

Se que existes por un motivo, para dejar un aprendizaje y transformar, pero esto no se entiende hasta que se procesa, y por el camino nos confundes.

Marcas en las emociones un profundo dolor en aquel que te abre la puerta.

Algunos te toman como lema y hacen de ti su camino de vida, deciden entonces pagar un alto precio y lastran toda su existencia con tu sobrepeso.

De todas la emociones humanas eres la que más bajo vibra, la más destructiva.

Saltas de generación en generación por las familias y siempre encuentras un recoveco para manifestarte.

En ocasiones pasas desapercibida y en un segundo te apoderas de la mente de quien te abre la puerta.

Eres mala compañera, las decisiones que se toman bajo tu influencia limitan todas las posibilidades de crecimiento y apertura.

Tus vecinas vibracionales son el miedo, la apatía e incluso el duelo.

Gobiernas el reino de la baja autoestima pues sabes que sin el amor propio las personas se creen nada.

Ese es tu poder, crear en las personas la culpa que creen tener.

Y yo te pregunto, ¿acaso no somos libres desde el momento en que nacemos ? ¿Por qué entonces te crees con algún derecho sobre nuestras vidas?

Corre culpa, corre lejos.

Ya no dejo que me guíes, ya aprendí que lo que antes me lastimaba ahora me hace más fuerte.

Lo que lloré por ti durante años lo he cambiado por la aceptación.

Todo el daño que me hiciste ya no puede volver a suceder, porque yo ahora ya no vibro afín a ti, ya soy algo más.

No tengo tu fuerza, pero ahora tengo las armas necesarias para defenderme de ti: se llaman perdón, aceptación y amor.

Permito que todo fluya, para que no te atasques en ningún rincón.

Deseo seguir evolucionando con todos mis planes, en armonía con el Todo.

Tu sigue con tus proyectos, que cuando todos despertemos ya no existirás y trascenderás a otro plano.

Te agradezco tus enseñanzas, pero ya nunca volveré a caer en tus redes.

Adiós culpa, hasta nunca.

2 comentarios en “Adiós culpa

  1. Gracias por tus mensajes, leerlos me trae paz. Gracias gracias gracias.

    Me gusta

  2. Nada peor que la culpa.
    Muy bonito!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close